EL INQUILINO TIENE AÑOS PAGANDO LO MISMO Y NO QUIERE PAGAR EL AUMENTO DEL ALQUILER AL PROPIETARIO DE LA CASA



Difícilmente se instrumente en la Patria de Duarte, un contrato de alquiler (Decreto 4807 del 16 de mayo de 1959), en el cual no se establezca un aumento todos los años en el precio del alquiler.

 

de conformidad al artículo 1134 del Código Civil,  este incremento debe de cumplirse, ya que dicho artículo establece que el contrato es la ley entre las partes.

 

obviamente el contrato es un acuerdo de voluntades entre dos particulares, en éste caso un contrato de alquiler, que puede ser escrito o verbal (artículos 1713 y 1714 del Código Civil).

 

pero lo importante es que el contrato que se redacte, se acuerde y se pacte, obligue y comprometa a las partes, que no choque de frente con la Constitución de la República y las leyes o las buenas costumbres.

 

el texto del artículo 6 del Código Civil, indica que las leyes que interesan al orden público y a las buenas costumbres no pueden ser derogadas por convenciones particulares. 

 

Mientras el contrato de alquiler en una de sus cláusulas dispone que el inquilino tendrá que pagar todos los años un aumento de un diez por ciento (10%) en el precio del alquiler; por otro lado, el artículo 14 del Decreto 4807, ordena que todo propietario que pretenda un aumento en el precio del alquiler,  debe dirigirse al CONTROL DE ALQUILERES DE CASAS Y DESAHUCIOS, mediante una solicitud escrita.

 

el artículo 18  del Decreto 4807, faculta al referido Control para aumentar el precio, pero el mismo está obligado dictar la resolución de aumento, luego de un avaluó del inmueble, por parte de la DIRECCIÓN GENERAL DE CATASTRO NACIONAL.

 

La realidad es que el propietario razonablemente debe de aumentar cada cierto tiempo el precio del alquiler, por motivo de la inflación cada año, medida por el índice de precios al consumidor (IPC), del Banco Central. 

 

Pero el aumento del diez por ciento que se establece en los contratos de alquiler, se debe a un uso y a la costumbre, y que las partes pueden acordar y discutir, y establecer en el contrato que sea menor el por ciento.

 

pero esto no cuenta con una base legal,  sino, con las voluntades de las partes; ya que las leyes que rigen la materia, establecen que el aumento en el precio  del alquiler, el propietario lo debe solicitar a través del CONTROL DE ALQUILERES DE CASAS Y DESAHUCIOS (artículos 14 y 16 Decreto 4807, artículos 1, 2 y 3 Ley 38, Leyes 4314, 17-88).

 

DR. JOSÉ ALBUEZ

Abogado Notario


Síguenos en: noticiasdesdebarahona.com

Comparte esta noticia en tus redes sociales:

Publicar un comentario

0 Comentarios