DOS MUJERES CON HIJOS A LA VEZ TENÍA EL FALLECIDO, AHORA LAS DOS RECLAMAN LA PARTICIÓN DE LOS BIENES COMO PAREJAS EN UNIÓN LIBRE




La   unión libre por ser una relación de hecho (consensual), puede ser probada por todos los medios, dentro de los procedimientos de pruebas legalmente admitidos.

 Probar en un tribunal la unión libre, es demostrar que existe una relación de pareja de hecho, y que la misma reúne los elementos legales constitutivos,  capaz de generar derechos y deberes (artículo 55 numeral 5 de la Constitución).

 Se comete un grave error cuando se incoa una demanda en partición (artículo 815 del Código Civil, modificado por la Ley 935, del 23 de junio de 1935) de bienes adquiridos en una relación de pareja en unión libre, que se pretende probar la unión de hecho (unión libre) únicamente  con las actas de nacimiento de los hijos (Ley 659), sin tomar en consideración, que las actas de nacimientos prueban nada más la relación de los padre con los hijos, es decir, la filiación paterna y materna (artículos  62 Ley 136-03,  2 Ley 985), y que un hombre y una mujer pueden tener el uno con el otro un hijo o una hija,  sin que necesariamente exista entre ellos una relación de pareja en unión libre; lo correcto es justificar, que existen los requisitos de la figura jurídica del concubinato (Cámara Civil de la Suprema Corte de Justicia, sentencia de fecha 9/11/05), es decir, una relación de pública notoriedad, estable y duradera, bajo techo, monogámica, entre un hombre y una mujer, y que la misma es similar a un matrimonio (more_uxorio).

 EN LA PRÁCTICA no es raro ni extraño  ver a un hombre teniendo al  mismo tiempo dos mujeres con hijos;  pero una de las dos mujeres reúne los requisitos para la unión libre,  es la señora de la casa, la que cuida al hombre y a los hijos y a las hijas, la que se ocupa del hogar; pero cuando empieza a meterse otra mujer en la relación, daña y perjudica una posible prueba de la unión libre en un tribunal, en caso de que la mujer se vea en la obligación de tener que demandar la partición, ya que la unión de hecho legalmente no admite interferencia o intervención de otra persona o relación; y en caso de que el hombre tenga otra pareja consensual,  puede afectar los derechos de la compañera del hogar.

 es importante que la mujer en unión libre, cuando la pareja adquiera durante la relación, la casa, el solar, la finca o el apartamento, que se compre a nombre de ambos para que la mujer pueda asegurar y proteger sus derechos.


 Dr. JOSÉ ALBUEZ

Abogado Notario

 

Síguenos en: noticiasdesdebarahona.com

Comparte esta noticia en tus redes sociales:

Publicar un comentario

0 Comentarios