¿Por qué no debes quitarte la mascarilla ni para ir al baño?




Los baños públicos pueden ser un foco importante de infección
Ahora que hemos retomado algunas actividades con la pandemia de coronavirus a cuestas, es importante saber que algunos lugares son más riesgosos que otros para contraer la enfermedad. Especialmente los lugares que son frecuentados por muchas personas y que carecen de ventilación adecuada pueden convertirse en un foco de infección.

Los baños públicos cumplen con ambas condiciones: son lugares cerrados visitados por muchas personas, y los expertos señalan que es preciso usar una mascarilla ahí también. ¿Y por qué no debes quitarte la mascarilla ni para ir al baño?
A estas alturas ya sabemos muy bien la importancia de utilizar mascarillas en lugares públicos, y los sanitarios no deben ser la excepción, por más incómodo que sea. En los baños puede haber partículas inhalables de coronavirus capaces de producir COVID-19, por lo que es mejor protegerse.
Investigadores de la Universidad de Yangzhou, en China, han confirmado que los urinarios y los inodoros pueden propulsar partículas del virus al aire luego de que una persona infectada los ha utilizado, y esto ocurre en el momento de jalar la cadena.
A través de modelos de computadora, los científicos simularon lo que ocurre en los inodoros con el coronavirus al momento de activar el flush, y observaron que en sólo cinco segundos, las partículas del virus pueden alcanzar una altura superior a los dos pies (60 centímetros), es decir, la altura aproximada de los muslos de una persona con estatura promedio.
Estudios anteriores han confirmado la presencia del virus en las heces de personas enfermas, y otros han logrado extraer el patógeno también de la orina, “lo que significa que la transmisión a través de la orina podría ser una ruta de transmisión previamente ignorada“, escribieron los expertos chinos. De hecho, observaron que en los urinarios el virus produce “una tendencia a trepar más violenta” que en los inodoros.
La velocidad con que se elevan las partículas de coronavirus en el aire puede ser aún mayor cuando el inodoro se utiliza con frecuencia, como ocurre con un baño público que usado por varias personas a la vez, señalan los investigadores que publicaron sus hallazgos en la revista Physics of Fluid.
El uso de mascarillas debe ser obligatorio en los baños públicos, y se necesitan urgentemente mejoras antidifusión en las instalaciones en los baños públicos, especialmente en la actual crisis del SARS-CoV-2″, señalan los autores del estudio.
“La excreción fecal (del virus) parece ocurrir en pacientes sin síntomas gastrointestinales, lo que podría permitir que los individuos asintomáticos sin síntomas respiratorios sean una fuente de transmisión fecal“, advierten.
Fuente: El Diario


Síguenos en: noticiasdesdebarahona.com

Comparte esta noticia en tus redes sociales:

Publicar un comentario

0 Comentarios