Nuevo síndrome ligado al coronavirus que afecta a niños inflama la lengua como una “gran fresa"


El Centro para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC) en Estados Unidos lanzó una alerta sobre el síndrome inflamatorio asociado al coronavirus que cada día afecta a más niños en el país
Casos del “Síndrome Pediátrico de Inflamación Multisistema” que sería una respuesta tardía del COVID-19 en pacientes asintomáticos se han registrado en al menos 15 estados de EEUU.
La enfermedad, similar al síndrome de Kawasaki y el de “shock tóxico”, inflama los tejidos del cuerpo y afecta los vasos sanguíneos.
Si no es tratada a tiempo, que es lo que ha ocurrido en muchos pacientes que han sido diagnosticados en etapas avanzadas, puede provocar daño en las arterias coronarias, lo que podría tener un efecto negativo en los enfermos a largo plazo.
Ya se han reportado casos en estados como Nueva York de pacientes que han tenido que ser conectados a ventiladores por los efectos del nuevo síndrome.
Uno de los manifestaciones más inusuales de la enfermedad es que a algunos niños se les ha hinchado la lengua.
“La lengua se hincha y se pone muy roja con puntos blancos”, detalló Nancy O’Connor, una enfermera de Plymouth, Massachusetts, cuyo hijo de 10 años fue diagnosticado con la enfermedad. “Luce como una gran fresa”, describió según citada por WFTV 9 ABC.
Otros síntomas que han mencionado las autoridades de salud incluyen: fiebre severa, dolores abdominales, salpullido. Las complicaciones además pueden llevar a pacientes a sufrir accidentes cardiovasculares y fallas renales.
La información que manejan los CDC apunta a que a finales de abril pasado, personal médico en Reino Unido comenzó a detectar un incremento en casos de menores con síntomas como los mencionados. Los afectados habían arrojado positivo a coronavirus.
En Estados Unidos, la mayoría de los casos empezaron a trascender en mayo. En el estado de Nueva York, por ejemplo, ya se han confirmado al menos 102 casos; y un mínimo de tres muertes.
La entidad de salud le ha pedido a las autoridades públicas sanitarias que “caractericen mejor esta condición de nuevo reconocimiento entre la población pediátrica”.
Cabe destacar, sin embargo, que la enfermedad no solo se ha identificado en niños, también en adultos de 21.
Los profesionales de la salud que manejen casos sospechosos deben reportar a los departamentos de salud locales y estatales, indica el llamado del CDC.



Síguenos en: noticiasdesdebarahona.com

Comparte esta noticia en las redes sociales:

Publicar un comentario

0 Comentarios