Quiénes sí podrán viajar desde Europa a EEUU tras la cancelación de vuelos por coronavirus?


El presidente Donald Trump anunció en la noche de este miércoles la suspensión de vuelos procedentes de la Unión Europea pero, en el mismo comunicado desde la oficina oval, dijo que habría “ciertas excepciones para ciudadanos estadounidenses”. ¿A qué se refería?
La cancelación, que entrará en vigor en la medianoche del viernes 13 de marzo y que durará al menos 30 días, busca prevenir “que nuevos [de coronavirus] casos ingresen a nuestras fronteras”. Trump dijo que habría “excepciones para los estadounidenses que se hayan sometido a las pruebas correspondientes” pero, en realidad hay más personas que podrán regresar a Estados Unidos desde Europa.
No solo los ciudadanos estadounidenses están exentos, también algunos de sus familiares y todos los residentes legales permanentes en el país podrán viajar desde el viejo continente, según un comunicado del Departamento de Seguridad Nacional (DHS, por sis siglas en inglés).
Las restricciones de viaje que impone Trump son similares a las que ya se habían aplicado a China pero ni siquiera afectarán a toda el continente europeo, ni siquiera a todos los países miembros de la Unión Europea.
A partir del viernes los vuelos que quedarán restringidos son los procedentes del llamado espacio Schengen, al que pertenencen 26 países europeos que han eliminado las fronteras entre ellos. Alemania, Austria, Bélgica, Dinamarca, Eslovaquia, Eslovenia, España, Estonia, Finlandia, Francia, Grecia, Hungría, Islandia, Italia, Letonia, Liechtenstein, Lituania, Luxemburgo, Malta, Noruega, Países Bajos, Polonia, Portugal, República Checa, Suecia y Suiza.
Por tanto, los ciudadanos estadounidenses y quienes tengan la residencia permanente todavía pueden viajar a Europa y volver a Estados Unidos en este periodo de 30 días. Sin embargo, a su vuelta a territorio estadounidense, tendrán que someterse a una revisión y enfrentar una cuarentena o restricciones de movilidad durante 14 días.
El discurso del presidente desde la oficina oval fue confuso en este sentido y tampoco aclaró si las aerolíneas seguirán haciendo las rutas transoceánicas, cuya demanda caerá como consecuencia de la prohibición.
Mercancía
Al hablar de cargamento, el presidente también cometió un error, que tuvo que corregir poco después en redes sociales. “Estas prohibiciones no solo se aplicarán a la enorme cantidad de comercio y cargamento, sino a otras cosas a medida que obtengamos aprobación”, pronunció el presidente durante su discurso.
En Twitter, aclaró “a todos los países y negocios […] que el comercio no se verá afectado de ninguna manera por la restricción de 30 días para viajar desde Europa. La restricción detiene a las personas, no a los bienes”.




Comparte esta noticia en las redes sociales:


Publicar un comentario

0 Comentarios